Skip to main content

Strikeforce deja su impronta

Un recorrido por lo que nos dejó Strikeforce desde sus inicios.

El 10 de marzo de
2006, Strikeforce lanzaba su evento inaugural de Artes
Marciales Mixtas (MMA por sus siglas en inglés) con récord de espectadores para
un evento de estas características. El HP
Pavilion
de San José alojó a 18.265 fanáticos en lo que fue el primer evento regulado
del estado de California. El fundador y CEO de Strikeforce, Scott Coker, fue la mente detrás de este proyecto. Coker nutrió a su
plantilla con prospectos de la costa oeste como los hermanos Nick y Nate Díaz, Robbie Lawler, Josh Thomson, Gilbert Melendez, Cung
Le, y el
público sintió una fuerte identificación con cada uno de ellos. La liga de base
regional fue poco a poco tomando vuelo nacional y allí fue donde encontró
ciertas limitaciones. Tras casi siete años y 63 eventos, Strikeforce se despide
este sábado y deja un vacío difícil de llenar. Para los nostálgicos, éstos son
algunos de los duelos que seguramente han quedado grabados en su retina:

 

1. 
Shamrock vs Le (29
de marzo 2008)

Frank Shamrock fue la cara visible de la franquicia durante sus primeros
tiempos. Un veterano con una abultada trayectoria que encabezó la cartelera
inaugural enfrentando y derrotando fácilmente a un Gracie, quizás al menos agraciado
de todos ellos. Cung Le también estuvo en aquella cartelera, exhibiendo sus
dotes en el Sanshou. Años más tarde éstos dos se enfrentarían en una de las
mejores guerras de pie de las historia. El vietnamí llegaba invicto en su
carrera profesional, con sus cinco victorias finalizadas por nocaut o nocaut
técnico. Shamrock también llegaba en su plenitud, con una excelente racha de
victorias aunque acarreando los gajes de 14 años de oficio.

Shamrock recibió
como un hombre el castigo a sus antebrazos que buscaron proteger su rostro de
las tibias de Le. Ambos atletas disfrutaban a la par del público, gesticulando
y bromeando ante cada yerro. Shamrock estuvo cerca de finalizar en el tercer
asalto con un recto de derecha que encontró destino en el rostro de su
oponente. Las rodillas de Le cedieron y Shamrock pareció dispuesto a terminar
el pleito en ese instante. Acorralado contra la reja. Le consiguió escapar y
conectó la patada que fracturó el brazo de Shamrock. Este último no logró
responder la campana del cuarto asalto resignando el título de peso medio.

 

2. 
Fedor vs Rogers (7
noviembre 2009)

¨The Last Emperor¨
(El Ultimo Emperador) Fedor Emelianenko, era la figura
más codiciada y disputada de todas las MMA. En Japón enfrentó a algunos de los
mejores de su época, y allí adquirió el status de leyenda. Brett Rogers, llegaba invicto a este encuentro y había ganado notoriedad
luego de la victoria frente al bielorruso
Andrei Arlovski.
Rogers lució un tanto dubitativo en los instantes iniciales, respetando el
poder de fuego de su rival. El primer jab que conectó abrió un corte en la
parte superior de la nariz del ruso. Fedor respondió con sus golpes ampulosos y
con el ímpetu de ir hacia adelante, derribó a Rogers. Da Grim¨ amarró y trabajó
el boxeo sucio contra la reja. Rogers fue tomando confianza y eso le costó
caro. Fedor conectó un zurda de poder y fue por el derribo. Allí castigó con el
golpe a ras de lona pero perdió la posición al ensayar una kimura. Rogers
capitalizó la situación y casi noquea al ruso con repetidos golpes desde la
lona. En el segundo asalto Fedor revertiría las acciones con su ya conocido
derechazo por sobre su cabeza que impactó en la quijada de Rogers, que cayó
desplomado en la lona. John McCarthy, el tercer hombre en la jaula de aquel encuentro, decidió
detener la pelea ante los repetidos golpes de Emelianenko en la lona.

 

3. 
Díaz vs Cyborg (28
enero 2011)
Evangelista ¨Cyborg¨ Santos, uno de los productos del mítico
gimnasio ¨Chute Boxe¨ buscaba arrebatarle el título welter a Nick Díaz, un muchacho con varios minutos acumulados dentro de la
jaula. Ambos intercambiaron en el centro del octágono durante buena parte del
pleito. Santos victimizó las piernas de Díaz con sus patadas bajas. Díaz se
rehusó a ir a la lona durante el primer asalto, como tratando de probar un
punto. En el segundo capítulo optó por ir al suelo y cerró una llave de brazo
que sentenció el encuentro. Díaz parecía imbatible a esa altura de su carrera.

 

4. 
Tate vs Rousey (3
de marzo 2012)
Miesha Tate y Ronda Rousey son dos de las
mujeres mas bellas de las MMA y además tienen condiciones innegables dentro de
la jaula. Rousey, con escasa experiencia como profesional, buscaba finalizar a
Tate con su marca patentada, la llave de brazo, maniobra con la cual había
finalizado a sus cuatro anteriores oponentes. Tate sabía la peligrosidad de
aquella palanca pero aún así no pudo evitar caer en la trampa que propuso
Rousey. Defendiendo con uñas y dientes la sumisión, Tate se rehusó a golpear y
sufrió la fractura de su brazo. La judoka se convertía en la nueva campeona de
peso gallo de Strikeforce.

 

5. 
Melendez vs Thomson
III (19 mayo 2012)

Scott Coker
definió a este combate como ¨uno de los mejores de la historia¨. La trilogía
llegaba a su fin luego de dos combates sumamente parejos definidos por escaso
margen. Tres combates, tres decisiones. Así de equilibrados fueron los
encuentros entre éstos dos atletas. Melendez era 6 a 1 favorito en las apuestas
en este tercer encuentro, algo excesivo teniendo en cuenta la historia entre
ambos. ¨El Niño¨ ganaría por decisión dividida y la afición se mostró en
desacuerdo con el criterio de los jueces. ¿Veremos un cuarto enfrentamiento en
el UFC?