Skip to main content

Rory MacDonald, ¿GSP 2.0?

El
canadiense Rory MacDonald se
enfrentará con BJ Penn el próximo 8 de diciembre en una de las peleas principales
del UFC on Fox 5 que se realizará en
Seattle. MacDonald, de 23 años, buscará ante “El Prodigio” la mejor victoria de
su carrera que lo siga acercando a la cima de la categoría de peso welter.

Desde
que debutó dentro del octágono en enero del año 2010 en ningún momento pasó
desapercibido. Un joven que comenzó siendo conocido por ser compañero de
entrenamiento de Georges St. Pierre
llegaba invicto a UFC y necesitaba de 4
minutos y 27 segundos
para someter
al experimentado Mike Guymon. Ante
tal muestra de habilidad, el salto cualitativo en el nivel de sus rivales fue
muy grande.

En
la segunda presentación ya estaba frente al ex campeón de WEC Carlos Condit quien
venía en alza luego de su triunfo ante Jake
Ellenberger
. El canadiense dominó a Condit y lo llevó al límite, límite que
Carlos cruzó y lo venció por nocaut técnico a falta de 7 segundos en una pelea
que, de ir a la decisión, podría haber sido para cualquiera.

Aprendió
la lección y comenzó a ser más cauteloso en sus siguientes combates. Ya había
aprendido a controlar su resistencia cardiovascular y a no quedarse sin
energías luego del primer asalto. Así fue que venció por decisión unánime a Nate Díaz
propinándole una verdadera paliza y una clase magistral de lucha. Luego pasaron
Mike Pyle y Che Mills que, por diferentes estilos, eran un reto para el joven.

BJ Penn llegaría el 22 de septiembre, pero un enorme corte en la ceja mientras entrenaba dejó a Rory fuera de acción por
un tiempo, acordándose la pelea para el próximo 8 de diciembre. Sin dudas, la
noche más importante de su carrera. La exposición
será asombrosa y su rival es un ex campeón que busca lo que alguna vez fue suyo
¿Algo más puede pedir?

“Estoy
muy emocionado en poder entrar al
octágono con una leyenda como Penn. Es
alguien a quien yo admiraba cuando comencé en este deporte”, reconoce MacDonald
que posee un record como profesional de 13
triunfos
y un solo traspié.

La
diferencia de edad, experiencia y minutos peleando es sencillamente asombrosa. Para
contextualizar esto un dato es clave: La primera
pelea de BJ
fue cuando Rory tenía 11
años
. Pero si uno habla en cuestión de estilos, el canadiense tiene todo
para considerarse favorito.

Un
sólido trabajo de piernas y jab para marcar
la distancia
larga que lo favorece, un poder
explosivo
de derribos que se hacen casi imposibles de detener para sus
oponentes y una gran defensa de
sumisiones
. Si a eso le sumamos que cada vez administra mejor sus recursos
físicos para, en caso de ser necesario, pelear durante 15 minutos, llegamos a
la conclusión de que Penn tendrá un arduo trabajo por delante.

Uno
de los choques generacionales más
importantes de los últimos tiempos. BJ querrá demostrar que regresó para volver
a ser campeón y Rory, por el contrario, buscará imponerse para dejar claro que en sus
manos está el futuro
de la categoría de peso welter. Algo que dependerá
mucho de GSP ya que en varias
ocasiones los dos canadienses dejaron claro que no se enfrentarían.

Las
fichas están sobre la mesa, queda únicamente esperar y ver quién sale como
ganador. La lucha contra el Jiu Jitsu, la juventud frente a la experiencia,
en resumen, Rory MacDonald vs. BJ Penn.