Skip to main content

Curiosidades del octágono: La génesis de un concepto revolucionario

El
octágono es una marca patentada del UFC, un emblema que ha identificado a la
organización desde sus inicios. Muchos se han atribuido su creación, pero lo
cierto es que el guionista y director de Hollywood, John Milius, Rorion Gracie
y Art Davie fueron los cerebros
detrás del diseño del primer octágono que hizo su debut en el UFC 1 allá por noviembre de 1993. 

El
octágono es una estructura con forma de anillo con una superficie de 69 metros
cuadrados
(750 pies cuadrados), con 9.7 metros de diámetro (32 pies) y 1.82
metros de altura (6 pies). Sus extremos están construidos en acero con rellenos
de protección en cada uno de los rincones y en la parte superior de la reja. Para
evitar abrasiones contra la reja, se la recubre con un vinilo de color negro.
El piso del octágono está recubierto con una lona de más de 2,5cm de espesor
que no se reutiliza para otros eventos.

El
primer evento del UFC fue promocionado como un desafío entre “los ocho hombres
más peligrosos del mundo” compitiendo en una jaula especialmente diseñada para
no dar ventaja a ninguna de las disciplinas involucradas. Hasta ese entonces,
el ring era el escenario más utilizado para los deportes de combate. El ring
tiene algunas deficiencias para este tipo de competencias que el octágono
pretendía enmendar. En primer lugar, en el octágono, a diferencia del ring, no
había escapatoria. La acción era ininterrumpida ya que ninguno de los
competidores podía salir fuera del límite establecido por los segmentos del
octágono. Este innovador diseño les permitía a los atletas desplazarse de un
lado a otro sin quedar “acorralados” en un rincón, como suele suceder en los
combates pugilísticos que utilizan el ring como escenario de batalla.

El
excéntrico co-productor del UFC de aquel entonces, Art Davie, barajó junto a
Rorion Gracie varias opciones hasta llegar al diseño final del octágono.
Algunas ideas parecían algo descabelladas: “Pensamos en hacer un ring con una
fosa alrededor, que tuviera cocodrilos o carrozas girando alrededor del ring,
dejando a cada uno de los atletas en su rincón y hombres con trompetas y togas
romanas anunciando el combate” afirmaba el hijo mayor de Helio Gracie.

Davie,
no podía ser menos y sugirió electrificar la reja: “Creo que la idea de la fosa
no fue mía. Pero sin duda la de la cerca de cobre electrificada sí” reconocía
orgullosamente Davie.  

Algunos
hasta se han animado a señalar a Chuck
Norris
como el gran inspirador del concepto luego de su película El Octágono  en donde enfrentaba a Ninjas en una estructura
octogonal con varias trampas y plagada de enemigos.

En
lo que a terminología se refiere, la palabra “Artes Marciales Mixtas” fue
acuñada por primera vez por el referí más famoso del deporte, “Big” John McCarthy y popularizada por
el entonces relator de la compañía Jeff
Blatnick en las sucesivas
transmisiones. McCarthy, por entonces oficial de policía y alumno del propio
Rorion Gracie, se convertiría en el primer referí del UFC y una de las figuras
más reconocidas del deporte. Con el correr del tiempo, el término “Artes
Marciales Mixtas” fue reemplazando al de 
No holds barred (sin
limitaciones) o Vale Todo
legitimando un deporte que años más tarde introdujo reglas, categorías de peso
y limites de tiempo.

Todos
estos hombres sentaron las bases de un deporte que fue mutando con el tiempo,
para convertirse en la atracción deportiva de más rápido crecimiento a nivel
mundial. Éstas son sólo algunas de las curiosidades del octágono que todo fiel
seguidor debe conocer.